La situación de los productores de leche en el sur del país es complicada. mientras Alpina se ve obligada a suspender el acopio en Cauca por la violencia de movimientos indígenas y la guerra entre grupos ilegalesen Nariño Alquería lo hizo no solo por la violencia, también por la deficiencia en vías terciarias, explicó José Félix Lafaurie, presidente ejecutivo de la Federación Colombiana de Ganaderos (Fedegán).

(Lea también: Estas son las cifras que mueve Almacenes Éxito, que podría cambiar de dueño)

Teniendo en cuenta que ambos territorios son importantes áreas productivas en Colombia, el líder gremial advierte que se ha desatado una grave crisis para los productores de leche del país.

Donde más de 35.000 productores en Nariño y 18.000 en Cauca, deben asumir los altos costos de producción.

«Si hablamos de lechería, no todas las vacas están en orden al mismo tiempo y con la producción de tres o cuatro se deben asumir costos altos y, además, vivir, algo difícil cuando los precios caen o no se vende la leche”, manifestó el líder gremial.

(Le podría interesar: Cuáles son los negocios que están dando más rentabilidad en Colombia)

José Félix Lafaurie ofrece algunos cambios en las condiciones de los pequeños productores.

Foto :

Néstor Gómez / EL TIEMPO

Además también recordó que hay un problema estructural de la cadena láctea, pues el país producto más de 7.000 millones de libras al año de una lechería mayoritariamente minifundista. Explica que la industria formal acopia la mitad y el resto se coloca en la informalidad.

Por todo lo anterior, Lafaurie propone una serie de estrategias que ayudarían a paliar la crisis y buscarían atacar los problemas estructurales que ha sufrido el sector.

(Otras noticias: Fondos privados plantan salidas a riesgos que vengan en la reforma pensional)

Las propuestas de Fedegan

Entre estas, se encuentra el control a los precios de los insumosEncontrar vías que disminuyan el costo del acopio e incluyan implementar un subsidio a productos de bajo costo. Esto con el objectivo de aliviar el bolsillo de los lecheros en su proceso productivo.

Para cumplir con ello, explica que es necesario que se incorpore la leche en el Programa de Alimentación Escolar (PAE) y las compras públicas de alimentos. Esto sumado con las alianzas con socios estratégicos y operadores permitiría reducir los costos del acopio e insumos, pues se podría comprar grandes cantidades por mayoreo.

Otro aspecto que contempló Lafaurie es mejorar las condiciones de negociación de los productorespor ello propone revisar el tratado de libre comercio con Estados Unidos y la Unión Europea, pues considere que hay una gran oportunidad para que el sector pueda llevar a cabo sus productos a estos mercados.

JUAN DAVID CANO LÓPERA
Escuela de Periodismo Multimedia EL TIEMPO
EDITORIAL ECONOMÍA

Mas noticias

– Arroceros marchan para exigir que se mantenga el incentivo al almacenamiento del grano

– Descarbonización: ¿qué es y cómo beneficia a la economía en Colombia?

– Latam ya tiene permiso para operar entre Bogotá y Caracas